259 años celebrando al espíritu (santo) de la cerveza

2014 » Junio » 10  489 VISITAS
Cultura PUBLICADO POR: leoh



Las tradiciones religiosas trocan en fiestas paganas o bien las fiestas populares tienen un trasfondo religioso. Ha sido así en diferentes partes del mundo y desde que nacieron los dioses -y las religiones-. Un ejemplo: la romería al pie de la montaña de Erlangen, o en más alto castellano: la fiesta mayor de la trinidad que se celebra desde 1755 en las faldas del monte Burgberg, en la ciudad bávara de Erlangen, es decir, la Bergkirchweih.

Ya conocemos el significado literal de la palabra -romería al pie de la montaña-, su significado religioso es el siguiente: se trata de una celebración que tiene como eje la fiesta de la Trinidad y la de Pentecostés.

Recordemos que el Domingo de la Trinidad se celebra el primer domingo tras Pentecostés, según la iglesia cristiana occidental, y que Pentecostés (del griego pentekosté (heméra) "el quincuagésimo día") describe la fiesta del quincuagésimo día después de la Pascua (Domingo de Resurrección) cuando el Espíritu Santo desciende sobre los apóstoles, fiesta con la cual se pone término al tiempo pascual.

Ahora bien, la historia de esta fiesta religiosa en la vida pública de la ciudad de Erlangen data de 1755 -estamos en el momento pagano de la tradición-, cuando el alcalde de la ciudad de Erlangen decide celebrar el tradicional mercado dominical de Pentecostés a partir del martes anterior a la fiesta y durante tres días, sacándolo, además, de su habitual lugar -el centro de la ciudad- para trasladarlo a los cotos de caza que existían por entonces en las faldas del monte Burgberg.

Para atraer a más visitantes a este mercado anual, muy pronto se decidió abrir a los visitantes las bodegas de piedra que existían en las entrañas del mismo monte y que servían para almacenar los barriles de cerveza. Abiertas las bodegas, se abrieron los caños de los barriles y abiertos éstos, empezó a manar el líquido dorado -de la vida, un "santo espíritu"" en forma líquida-.
spanisch
Ampliar imagen
(© dpa)
Hasta principios del siglo XX dichos almacenes servían a los maestros cerveceros para fermentar su producto en condiciones inmejorables: la principal, la temperatura fresca y constante que tenían.

El mercado se prolongó y en la actualidad dura doce días, inicia el jueves anterior a la fiesta de Pentecostés y termina una semana después, la tarde del lunes después del Domingo de la Trinidad.

Comienza a las 17hrs con el tradicional descorche del barril, junto con una prueba gratuita de cerveza -es un decir, en realidad es casi una guerra de codazos, tarros y risas- y termina con el entierro del barril o barrica en las bodegas de la cervecería que patrocinará el evento el año siguiente. El sitio donde tiene lugar este inmenso Biergarten ocupa un kilómetro de largo y cuenta hasta con 11mil bancas y mesas, bajo carpas, tilos, castaños y arces.

El Bergkirchweih recibe aproximadamente un millón de visitantes durante los doce días de duración y es, después del Oktoberfest de Múnich y la Gäubodenfest de Straubing, la tercera fiesta popular más grande de Baviera.

Este 2013 celebra 259 años de vida y se llevará a cabo del 5 al 16 de junio de 2014.